Qué ver en O Barco de Valdeorras

Qué ver en O Barco de Valdeorras

Si te preguntas qué ver en O Barco de Valdeorras, confío en servir de ayuda. Es un lugar ideal para los meses de entretiempo, para hacer senderismo, para disfrutar de la gastronomía y descubrir ese otro Sil que no está encañonado pero sí flanqueado por tierras rojizas que una vez contuvieron oro.

O Barco de Valdeorras es capital de la comarca con el mismo nombre, Valdeorras, la comarca que me vio crecer. Es el último rincón ourensano antes de llegar al Bierzo. Un enclave único donde la vida transcurre entre viñedos, canteras de pizarra y las montañas más altas de Galicia.

✔ Para seguir recorriendo la zona, puedes leer qué ver en Valdeorras.

O Barco es también paso del Camino de Invierno, que dentro de la comarca se superpone en buena parte con la antigua Vía Nova romana. Son los caminos que se fusionan y que cruzan, entre pasado y presente, Valdeorras, una tierra con Denominación de Origen. ¿Me acompañas?

Qué ver en O Barco de Valdeorras
Vista de O Barco de Valdeorras desde Viloira

➣➣ Artículos generales de Galicia

Unas pinceladas históricas

Para mí resulta inevitable hablar de O Barco sin hablar de su pasado. Aquel que se remonta a tiempos anteriores a los romanos. Entonces, el valle de Valdeorras estaba habitado por el pueblo de los gigurros. Era un lugar frondoso y rico que llamó la atención del emperador Augusto, lo cual, a lo largo de sucesivas campañas, derivó en la romanización.

La romanización, la extracción del oro, el cultivo de las viñas… Quizás la cosa no ha cambiado tanto en más de dos mil años. Ahí sigue O Barco de Valdeorras, a orillas del Sil. Un territorio tranquilo que aún mucha gente pasa por alto cuando visita la provincia. Pero mi apuesta es clara. Si aún estás dudando qué ver en Ourense, no dejes de incluirlo en el itinerario.

Mural que ver en O Barco de Valdeorras
Mural de O Barco que honra el cultivo de la uva y varios de sus elementos patrimoniales

Qué ver en O Barco de Valdeorras

Empezamos en el núcleo urbano. Si algo hay que ver en O Barco de Valdeorras es el paseo de O Malecón. Las orillas del Sil son una delicia en cualquier momento. En verano para disfrutar de la playa fluvial o en otoño para empaparse con los colores degradados de las hojas, entre ocres y castaños.

Este malecón recorre buena parte de la villa y permite cruzar el río a través de pasarelas peatonales que conducen al otro lado.

Malecón de O Barco de Valdeorras
Malecón, uno de los rincones que ver en O Barco de Valdeorras

Más allá del malecón, otra de las cosas que ver en O Barco es su Plaza Mayor, en pleno casco antiguo. Ahí las viviendas dejan constancia de un pasado esplendoroso, que se puede también observar si se continúa el paseo por la Calle Real.

Es mi calle preferida de O Barco, con casas de otra época, salpicadas por blasones familiares y balcones de madera o forja. Algunas de ellas cuelgan sobre el río y dejan una estampa que, de cuidarse más, sería magnífica.

Plaza Mayor de O Barco de Valdeorras
Plaza mayor de O Barco de Valdeorras

Dónde dormir en O Barco de Valdeorras

O Barco cuenta con opciones de alojamientos para todos los bolsillos, aunque si buscas algo especial, te recomiendo encarecidamente el Hotel Pazo do Castro. Este hotel se encuentra en lo que era un antiguo pazo y es un museo en su interior. Cada espacio deja ver la historia del edificio y hay sorpresas muy curiosas, como la de la capilla secreta.

Se encuentra en O Castro, lugar del que hablo más abajo, y además de ser un sitio precioso, la oferta gastronómica no se queda atrás. Tienen un desayuno buffet muy completo y en el restaurante los platos son de calidad, proximidad y temporada, con sabores deliciosos.

Dónde dormir en O Barco de Valdeorras
Hotel Pazo do Castro

Dónde comer en O Barco (y qué comer)

Si vas a quedarte por O Barco, la cuestión gastronómica es innegociable. ¿Se come buen pescado? Sí. Pero querido, estamos en el interior más interior de Galicia. Aquí no has venido a comer marisco. Aquí se come carne y verduras. En invierno, es tradicional comer el botelo (estómago de cerdo relleno de costilla adobada) que hasta tiene su fiesta propia. Se acompaña con patatas y verdura, ya sean grelos o repollo.

No se pueden dejar de lado manjares como la zorza (carne picada adobada), el raxo (lomo de cerdo) o el caldo, que calienta almas y corazones. Y las empanadas, que por toda la comarca van cambiando en forma de rellenos como acelgas o costilla de cerdo.

Aprovecha también el tirón del vino, ya que Valdeorras presume de ser una de las cinco denominaciones de origen de Galicia. Y ojo, porque de las cinco, Ourense tiene cuatro.

Y para todo esto, aquí van algunas recomendaciones de restaurantes donde comer en O Barco:

  • Guigurri
  • O Piquiño
  • Casa Galaica
Qué ver en O Barco de Valdeorras
Vinos de la zona, D.O. Valdeorras

Qué ver en O Barco de Valdeorras fuera del núcleo urbano

No pienses que todo lo que ver en O Barco de Valdeorras termina en el núcleo urbano. El municipio se extiende a pueblos y aldeas vecinas que tienen sus atractivos.

Viloira y su Casa Grande

Hasta Viloira puedes llegar caminando cruzando las pasarelas del río. Allí, al otro lado, esta parroquia cuenta con una de las casas históricas más importantes de la comarca: la Casa Grande, un antiguo pazo familiar del siglo XVII. Históricamente ligada a la familia Quiroga, de gran importancia en Valdeorras, en la actualidad es un edificio administrativo perteneciente a la Xunta de Galicia.

También allí, al lado del puente de la N-536 se encuentra el estribo izquierdo del antiguo puente de San Fernando, que hace las veces de mirador. Este viaducto del siglo XIX fue arrasado por una riada en 1959.

Casa Grande de Viloira, en O Barco de Valdeorras
Casa Grande de Viloira

O Castro, un enclave único que ver en O Barco de Valdeorras

Santa María de O Castro es otra de las parroquias que ver en O Barco. Desde el alto, con casas que cuelgan sobre la ladera, recuerda un pasado que honra su nombre. La torre de O Castro es el vestigio de la fortaleza que en el siglo XII pretendía defender Galicia de las incursiones leonesas.

La torre deja constancia de los ataques de las Revueltas Irmandiñas, donde los campesinos se levantaron en armas frente a la opresión de los señores feudales. Pero el pasado de O Castro va más allá, pues se cree que bajo esas construcciones hubo otras prerromanas.

Torre de O Castro, O Barco de Valdeorras
Torre de O Castro, uno de los sitios que ver en O Barco de Valdeorras

Pasear por las callejuelas es un camino a otro tiempo. La mayoría de las casas están rehabilitadas y dejan ver la arquitectura tradicional de la zona, con las cuadras en la planta de abajo y galerías de madera en la primera planta, con acabados de pizarra en los tejados.

O Castro, O Barco de Valdeorras
Calles de O Castro

Éntoma y la romanización

Dentro de Valdeorras son múltiples los vestigios atribuidos a la época romana y por ello, uno de los lugares que ver en O Barco de Valdeorras es el puente romano de Éntoma. Sobre él, a día de hoy aún circula el Camino de Invierno y varias esculturas dan la bienvenida a los peregrinos a esta parroquia por la que también discurre el río Galir.

Puente romano de Éntoma
Puente romano de Éntoma

Xagoaza, un monasterio hecho bodega

Desde O Barco, desviándose a orillas del río Mariñán, se llega al monasterio de San Miguel de Xagoaza. La iglesia está separada del edificio y su origen se remonta al siglo XII. En el interior se pueden destacar el retablo barroco y las pinturas manieristas.

Los antiguos edificios monacales, por su parte, a día de hoy pertenecen a Godeval, una de las bodegas más prestigiosas de la comarca y sin duda una de las imprescindibles que visitar en O Barco de Valdeorras.

Qué ver en O Barco de Valdeorras, Xagoaza
Acceso al Monasterio de Xagoaza, que funciona en la actualidad como bodega

Qué ver en O Barco de Valdeorras (alrededores)

Sin pertenecer a O Barco, sigue habiendo múltiples atractivos que ver en las cercanías. Aunque la comarca de Valdeorras es grande, me gustaría destacar estos dos municipios cercanos: Carballeda de Valdeorras y Rubiá.

Sobradelo, un lugar que ver a 10 minutos de O Barco

Es el sitio de mi niñez y Sobradelo, el núcleo principal de Carballeda puede presumir de muchas cosas. En primer lugar el puente del siglo XVII que cruza el Sil y cuyo arco central (claramente diferente) fue destruido en el siglo XIX para evitar el avance de las tropas napoleónicas.

La estampa del puente es bonita desde muchos puntos del pueblo, tanto desde el malecón como desde el Mesón Museo, que ofrece una vista privilegiada.

Puente de Sobradelo, cerca de O Barco de Valdeorras
Puente de Sobradelo

Sobradelo también cuenta con otro puente sobre el río Casoio, del que solamente se conserva un arco de mampostería y del que se cree que fue construido sobre uno romano. Es sin duda uno de los sitios que ver cerca de O Barco. Pero la ruta no termina aquí.

Quien quiera completar la visita a Sobradelo deberá subir a Sobradelo de Arriba o Sobradelo Viejo, donde se encuentran las casas más antiguas (algunas en dudoso estado de conservación) y por donde cruza el Camino de Invierno. Y en verano, las piscinas naturales al lado del río ofrecen un lugar para refrescarse en un entorno aún libre de masificaciones.

Sin duda uno de mis imprescindibles que ver en O Barco de Valdeorras y sus cercanías.

La otra Carballeda de Valdeorras

Desde Sobradelo parte la carretera hasta Casaio, uno de los pueblos donde mi abuelo ejerció como maestro y que ofrece muchísimas opciones. Pedro y Elba han creado allí un lugar único, Eco dos Teixos, que además de servir como alojamiento en un entorno envidiable, hace también de punto de partida para actividades en la zona, encuentros gastronómicos, talleres, rutas de senderismo y recorridos históricos.

Las opciones desde Casaio se multiplican y conducen hasta la Ciudad de los Alemanes (antigua mina de wolframio), la Ciudad de la Selva en El Teixadal (uno de los bosques de tejos más relevantes del país) o Peña Trevinca (la cumbre más alta de Galicia). Por no hablar de los hallazgos recientes en forma de pinturas rupestres.

Parque Natural Serra da Lastra en Rubiá

Rubiá es el municipio que puede presumir del Parque Natural Serra da Enciña da Lastra. Puedes leer más sobre el parque en este post de los parques naturales de Galicia, que es además, uno de los seis parques que tenemos en Galicia.

Parque natural cerca de O Barco de Valdeorras
Parque Natural Serra da Enciña da Lastra, muy cerca de O Barco de Valdeorras

El parque da mucho juego, tanto para hacer una ruta en coche por sus miradores, como para BTT o senderismo. Además, dentro hay varias aldeas que son maravillosas. ¿Mis preferidas? Biobra, Vilardesilva y Pardollán, donde te recomiendo subir a la ermita de Santo Estevo del siglo XI.

El parque recibe su nombre por los bosques de encinas, pero además, cuenta con 25 clases de orquídeas diferentes.

ARTÍCULOS DE GALICIA POR PROVINCIAS

PROVINCIA DE A CORUÑA

➣➣➣➣➣ Santiago de Compostela

Especial A COSTA DA MORTE (A Coruña)

Especial ISLAS CÍES – ONS – SÁLVORA

Hasta aquí este recorrido por los sitios que ver en O Barco de Valdeorras y también por los alrededores. Espero que este artículo te anime a visitar mi comarca y a descubrir por tanto, ese rincón olvidado de Ourense que palpita con fuerza.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)