Namibia en 10 días: Twyfelfontein, Brandberg y Spitzkoppe

Después de salir del Parque Nacional de Etosha a mediodía comenzaba una nueva parte del viaje por Namibia entre espectaculares formaciones rocosas.

Día 3 en Namibia: De Etosha a Twyfelfontein

Twyfelfontein es un complejo impresionante que es Patrimonio de la Humanidad y en él podrás visitar pinturas rupestres.

Al salir de Etosha casi a las 10 de la mañana y teniendo en cuenta que la distancia no es pequeña y que las carreteras en Namibia son como son, llegamos a nuestro alojamiento en Twyfelfontein sobre las 14:00.

Twyfelfontein - Namibia

INFORMACIÓN SOBRE EL ALOJAMIENTO

Lo primero que hicimos al llegar fue investigar el camping, que es súper bonito y muy grande -de algunas parcelas hasta la recepción hay que caminar 15 minutos- (puedes leer aquí toda la información de nuestros alojamientos en Namibia) y comer algo. Después volvimos a montar en el coche para dirigirnos al propio Twyfelfontein.

Twyfelfontein - Namibia Twyfelfontein - Namibia

Si planificas tu visita, presta mucha atención porque cuando fuimos, el horario de visitas era hasta las 17:00, así que al llegar tuvimos que dar media vuelta. Aunque la carretera hasta allí, los poblados, las montañas y los paisajes son increíbles.

Pero, sabiendo lo que sé ahora, llegaría allí y dejaría un día completo al día siguiente. De ese modo, no sólo puedes visitar Twyfelfontein, sino también la Burnt Mountain, el museo viviente de los Damara y el Bosque Petrificado.

Twyfelfontein - Namibia Twyfelfontein - Namibia

No sé cómo serán otros campings, pero el nuestro era increíble. Por el medio del camping pasa el cauce de un río que suele estar seco y a veces se pueden ver elefantes del desierto. Si vas allí, sube las rocas para ver el atardecer acompañado por cabras ;)

Día 4 en Namibia: Twyfelfontein – Bradberg – Spitzkoppe. El encuentro con los himba

Nos levantamos muy temprano como cada día y emprendimos ruta hasta Uis para hacer compra en el supermercado y echar gasolina. A las afueras de Uis, de camino hacia Brandberg nos encontramos con un poblado himba y nos enredamos como una hora allí.

Es algo que me llamó muchísimo la atención. Los himba son una de las tribus más conocidas fuera de Namibia, pero sin embargo es una tribu minoritaria y una de las que más se opone a los cambios de la vida moderna. Para mí también era casi un sueño encontrarme con gente así.

Su vida, hablando mal y rápido, y visto desde mis ojos… Es una mierda. La verdad es que desconozco todo lo que hay detrás, pero viven en unos poblados donde las casas (hechas de adobe) se disponen en forma circular alrededor de una placita. No tienen electricidad, ni agua corriente. Pero sí tienen montones de hijos.

Poblado Himba - Namibia Poblado Himba - Namibia

No sé dónde estaban los hombres, imagino (y hasta donde sé por mi amigo que vive en Namibia) que en alguna mina cercana. Las mujeres, la mayoría se dedican a ir por los pueblos vendiendo cositas de artesanía. Mientras, en el pueblo había solamente una chica jove, de 19 años, cuidando de unos 7 niños pequeños.

Lo más fuerte es que con la mierda de vida que llevan, todavía tenían una sonrisa en la boca. A mí se me partía el alma de ver lo lindos que eran los niños pero lo sucios que estaban, con los mocos cayéndose. Y sin embargo, eran alegría pura y tan tan abrazables…

Poblado Himba - Namibia Poblado Himba - Namibia

Uno no sabe qué hacer en estos casos. Está claro que como turista ven un blanco fácil para pedir dinero… Yo suelo estar bastante en contra de estas cosas, porque creo que los problemas hay que atajarlos de otro modo, que es el gobierno o las asociaciones internacionales las que tienen que meter mano. Pero una cosa es decirlo y otra vivirlo… Y aunque no les dimos dinero, sí que compramos algún souvenir. Y yo les di una camiseta y mi madre su pañoleta.

Nos fuimos de allí, yo alegre por haber visto una gente tan linda y buena, aunque pobres como ratas. Y mi corazón bastante triste porque en el fondo sabe que la vida de esos niños, si nada lo remedia, seguirá siendo una vida de mierda…

Poblado Himba - Namibia

Día 4 en Namibia: Twyfelfontein – Brandberg – Spitzkoppe. Aprendiendo a hablar click

Brandberg es la montaña solitaria conocida por ser la más alta de Namibia y por la pintura rupestre llamada White Lady, que sí que es white, pero que de Lady no tiene nada.

La figura de la White Lady representa en realidad a un hombre que debía de ser un sanador o curandero, ayudado por hierbas medicinales de la época. Muchas personas acudían a él y mediante danzas rituales ayudaba en la curación de los enfermos. Incluso su sudor servía para sanar.

Brandberg Brandberg

Estamos hablando de pinturas que van desde hace 5000 años (las que son monócromas) hasta hace 1000 años, donde terminaron siendo policromadas.

La White Lady fue durante siglos venerada por los damara, la tribu que más habita en esta zona (y una tribu bastante grande). Desde el aparcamiento hasta la pintura de la White Lady tienes que pagar la entrada y después dejarte acompañar por un guía para llegar. Lo bueno que tiene es que los guías son damara de pueblos cercanos (que antiguamente veneraban a la White Lady), con lo que las explicaciones son bastante interesantes y además se les da trabajo a las personas de los alrededores.

Brandberg

Camino hacia Brandberg

Brandberg

Camino hacia Brandberg

Hay que hacer una caminata de una hora en cada sentido. Es muy importante ir bien preparado. En Febrero cuando estuvimos nosotros yo estuve a punto de desmayarme. Hace muchísimo calor y apenas había sombra. Es fundamental llevar una visera o gorra y agua suficiente.

Aunque la White Lady resulta muy interesante, quizás lo mejor de la ruta fue poder hablar con nuestro guía, aprender cosas sobre los damara y descubrir el increíble lenguaje click del que (ignorante de mí) nunca antes había oído hablar.

Este idioma es compartido por damara, bosquimanos y algunas otras tribus de origen Khoisan.

Día 4 en Namibia: Twyfelfontein – Bradberg – Spitzkoppe. Las montañas más bonitas del mundo

No sé si lo son, no lo sé. Pero a mí me pareció totalmente espectacular. Spitzkoppe es un Parque Nacional que a su vez es un camping y es, definitivamente, increíble.

Spitzkoppe - Namibia Spitzkoppe - Namibia

Las parcelas pueden estar hasta a un kilómetro una de otra y cada una tiene su encanto. Nosotros escogimos basándonos en disponibilidad (el primero que llega escoge), en la sombra y en las vistas y la verdad es que no estuvo nada mal.

Vistas desde una de las colinas de Spitzkoppe

Son de esos sitios que uno no olvida, con ducha sin techo, donde directamente se veía el cielo y se veían mil estrellas.

INFORMACIÓN SOBRE EL ALOJAMIENTO

Y el camping es por tanto un espectáculo en si mismo, porque es el Parque Nacional. En la oficina de registro o en la web de arriba puedes consultar los horarios y precios de las visitas guiadas. Hay zonas de pinturas rupestres súper interesantes, y otra vez lo ideal sería tener un día de sobra.

Spitzkoppe - Namibia Spitzkoppe - Namibia

Si no, siempre puedes hacer como nosotros. Emprender alguna de las otras rutas por libre (hay unas cuantas y son muy chulas), ser el rey de las montañas sobre las llanuras, y esperar a otra de esas sensacionales puestas de sol africanas.

Spitzkoppe - Namibia

Maravillosas puestas de sol africanas

Spitzkoppe - Namibia

 

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...