Rumanía en una semana

El Delta del Danubio (Dobrogea)

Si bien una semana en Rumanía no es suficiente, pues el país es extenso y tiene muchas zonas diferentes para recorrer, este año he tenido la oportunidad de dedicar la semana a visitar una de las regiones más inexploradas: Dobrogea, puerta de entrada al Delta del Danubio.

¿Te imaginas un lugar que rebosa historia, poco poblado, con población tranquila y mayoritariamente rural? Un lugar donde uno puede perder la vista en los campos de girasoles, navegar entre los canales del delta del Danubio, dejarse asombrar por su fauna y flora. Un lugar para sentirse libre, en plena naturaleza, donde los coches de caballos todavía siguen formando parte de la vida cotidiana y donde conviven hasta 18 grupos étnicos diferentes. Así es Dobrogea, la región que abre las puertas al Delta del Danubio en Rumanía. La región en la que parece que el tiempo se ha quedado detenido y uno de los lugares más bonitos que he visto.

Si dispones de una semana para tu viaje a Rumanía, valora bien las opciones y escoge qué quieres ver y hacer. El año pasado, publicamos un itinerario para una semana en Rumanía (por Transilvania) que recorría las ciudades más famosas de Transilvania y la zona de los Cárpatos. En cualquiera de las dos rutas, los recorridos se merecen un viaje en modo slow, para disfrutar de cada lugar. Rumanía no es un país para ver a toda prisa. Hay que dedicar tiempo a los paisajes, a los amaneceres y a los atardeceres.

Amanecer en Enisala Village, con la fortaleza al fondo

En esta ocasión, proponemos un itinerario alternativo para una semana en Rumanía, pero haciendo un recorrido diferente, pues lo que sobran en Rumanía son cosas que ver y hacer. Si me vas a preguntar qué ruta prefiero, la verdad es que no sabría decirte.

La famosa ruta de Transilvania es más una ruta histórica y cultural. La ruta por Dobrogea es más una ruta de naturaleza y relax, aunque también combinada con pinceladas históricas. Dicho esto y si tienes oportunidad, ¿por qué no te haces las dos? Dedica 15 días en lugar de una semana a recorrer Rumanía. Así podrás combinar historia y naturaleza haciendo una ruta muy muy bonita.

¿Necesitas más información?

Artículos sobre Rumanía

Aquí tienes el MAPA DETALLADO con el itinerario para este recorrido de una semana por Rumanía. Además, puedes ampliarlo y verlo más en detalle haciendo click en el enlace.

 

DÍAS 1 Y 2 EN RUMANÍA: Visitando Bucarest

Aunque el viaje está dedicado a la región de Dobrogea, considero que visitar la capital rumana es una obligación. Hay muchas discrepancias sobre Bucarest, las cosas como son. Yo leí muchas opiniones malas antes de ir y pensé que no me iba a gustar nada, y sin embargo, ME ENCANTÓ, en serio. Pero no es una ciudad para caminar por ella y ya. Considero que para recorrer Bucarest es necesario saber algo de política e historia de Rumanía, para comprender mejor la ciudad, por qué es como es y los hechos que en ella tuvieron lugar.

Por supuesto, eres libre de opinar y de visitarla o no. ¡Yo te recomiendo que no te pierdas la visita a Bucarest!

ℹ Puedes hacer click aquí para leer la MEGA GUÍA COMPLETA DE BUCAREST, con itinerarios, mapas de recorridos y un poco de historia.

ℹ Este año en Bucarest me quedé a dormir (por una invitación) en el histórico Hotel Intercontinental Bucharest, el único que durante la dictadura comunista permitía la estancia de extranjeros en la ciudad y desde donde se presenció el inicio de la revolución que terminó con la caída de Ceaucescu. La verdad que me gustó mucho, pero podéis leer más detalles en la guía de Bucarest que hay arriba.

Vistas desde el Intercontinental Bucharest

DÍA 3 EN RUMANÍA: Bucarest – Constanta – Enisala (Delta del Danubio)

El itinerario para este día del viaje es quizás el más pesado en el sentido de que hay que hacer más horas de coche. En Rumanía, fuera de las carreteras que comunican las ciudades principales, las carreteras secundarias obligan a ir más despacio y con mayor precaución, así que si alquilas un coche, ve con cuidado.

CONSTANTA: LA CIUDAD EN UNAS HORAS

Constanta es la segunda ciudad más importante de Rumanía y una joya para los amantes de la arquitectura. Su situación estratégica como puerto en el Mar Negro ha hecho de Constanta una ciudad muy codiciada a lo largo de la historia, convirtiéndola en colonia griega y más adelante en parte del imperio romano y otomano.

Es una ciudad muy agradable para pasear y perderse por las callejuelas, aunque personalmente, me quedo con los pueblitos de los alrededores. Eso sí, guardad al menos 2-3 horitas para visitar lo más importante.

A grandes rasgos, estos son los puntos más importantes del recorrido por Constanta:

Tomis Boulevard: Fue la primera calle de Constanta. Tomis fue el nombre que los griegos le dieron a Constanta cuando estuvo bajo su dominio
– ‎En la entrada al barrio más relevante y que se denomina PENINSULA, se pueden ver edificios del siglo XVIII, muchos de ellos de estilo art deco.
– ‎Ayuntamiento y escultura “Falling from the pedestal”: Esta escultura se emplazó 10 años después de la revolución, celebrando la caída de Ceaucescu.
– ‎Escultura Rómulo y Remo
‎Primera mezquita musulmana de Constanta (1862)
– Entrando por la pequeña ‎calle Vasile Turcanu llegarás al que el burdel más popular de Constanta (ahora una casa abandonada), donde te conseguían chicas que se parecían a las actrices famosas del momento.


Plaza de la independencia. En ella podrás encontrar el Museo de Historia Natural y la escultura de Ovidio. Una cosa curiosa del edificio del museo (en su momento una de las casas de Ceaucescu) es que as casas de enfrente fueron voladas para que su mujer pudiese tener vistas al mar.


– ‎Segunda mezquita más importante de la ciudad (Kral Cami King’s ): Se puede subir al minarete para disfrutar de las vistas de toda la zona vieja, que son una delicia.


– ‎Casa de los leones y otras casa en decadencia en los alrededores: Solían ser las casas de la gente más pudiente de la ciudad.


– ‎Catedral ortodoxa
– ‎Casino Constanta: uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad, que ha sido abandonado y restaurado en varias ocasiones y que por fin, entra nuevamente en un proyecto europeo de rehabilitación.

¿Te vas a quedar a comer en Constanta?

Si es así te recomiendo la Pescaria Lui Matei, al sur de la ciudad (la tienes marcadita en el mapa). Una terraza enorme con vistas muy agradables y pescado fresco del día, directo del Mar negro. Es un restaurante tradicional que ha ido pasando de padres a hijos durante varias generaciones. Como curiosidad, echa un vistazo a las fotos del comedor interior, que cuentan la curiosa historia de esta interesante familia de pescadores.

HISTRIA: ENTRE RESTOS DE ROMA Y GRECIA

Histria (o Istria) es una pequeña joya a orillas del Lago Sinoe, que una vez fue el Mar Negro. Allí se pueden contemplar restos de las civilizaciones griega y romana, de la época en que la ciudad era una de las más importantes de la zona. La visita tanto al museo arqueológico de Histria como a las excavaciones y restos al aire libre es interesantísima, especialmente si podéis hacerla guiada con alguno de los arqueólogos que trabajan allí actualmente.

ENISALA: LA PUERTA AL DANUBIO

Enisala es una pequeña aldea rural, muy bien situada para explorar el Delta del Danubio si dispones de transporte propio.

Durante la semana de viaje por Rumanía, Enisala fue nuestra base de operaciones y el lugar donde nos quedábamos a dormir. Al final del artículo te daré más datos y recomendaciones en relación a dónde dormir en el Delta del Danubio.

Lo que te puedo avanzar es que, te quedes o no en Enisala a dormir, tienes que visitar la ciudadela (Cetatea Enisala), y si puedes, que sea al atardecer, pues la luz tiñe de colores dorados los muros de piedra y las vistas que hay hacia el lago son magníficas. ***OJO! Lleva protección para los mosquitos, que son fieros.

DÍA 4 EN RUMANÍA: Interior de Dobrogea

SARICHIOI: LA ALDEA RUSA DE RUMANÍA Y LA HISTORIA DEL VINO RUMANO

El nombre Sarichoi significa Pueblo de Sal. Esta pequeña aldea se encuentra a orillas del lago Razim, también conocido como “Lago Negro” o “Lago Maldito”, porque es muy peligroso debido a sus corrientes.

Cuenta la leyenda… que después de 3 días de tormenta en los que no se pudo salir a pescar, llegó un día de sol, por lo que los marineros se echaron por fin a navegar. Sin embargo, una fuerte tormenta les sorprendió de nuevo y tuvieron que refugiarse en una pequeña isla. Aquella noche, creyeron escuchar las campanas de alerta de otro barco, azotado por la tormenta. Al llegar el día, se acercaron hasta el lugar de donde venía el sonido de aquella campana durante la noche y encontraron un barco naufragado, del que rescataron a la gente para llevarlos de regreso a Tulcea.  Durante los siguientes días, a la orilla de la ciudad llegaban maderas, que eran las que el barco que se había hundido llevaba para quemar. Algunas de aquellas maderas, procedentes de un barco que resultó ser francés, fueron plantadas y resultó ser el origen del vino en la región.

Sarichioi tiene una iglesia ortodoxa muy bonita (cuando en el siglo XVII se divide la iglesia rusa, aquellos que siguen el pensamiento helenístico tratan de regresar a Grecia, pero de hecho nunca llegan, y terminan por quedarse en Dobrogea) pero además no hay que dejar de lado sus calles y sus casas con colores azules, marca de la población de origen ruso. Allí podrás encontrar abuelas entrañables y muestras de una cultura rusa aún muy presente a día de hoy. Si tienes suerte, igual alguna de las abuelitas te sirve un poquito de vino dulce con queso casero. ¡Qué delicia!

MONASTERIO CELIC DERE: MILAGROS Y MONJAS ORTODOXAS

(Milagro número 1) Este monasterio tienen el icono de una virgen con más de  300 años de antigüedad. El monje que lo construyó vio a la virgen 3 veces y ésta le dijo que tenía que ir a a un sitio turco donde había 7 fuentes y construir allí una iglesia una iglesia. Como este lugar tenía nombre turco, decidió construirla allí.Al morir el hombre, tiempo más tarde, las monjas estaban muy preocupadas por quién sería el líder siguiente y el icono de la virgen habló y dijo que ella misma sería el siguiente líder, que no tenía que preocuparse

(Milagro número 2) Hay un retrato de Jesucristo que abre los ojos, al parecer antes los tenía cerrados y con el paso del tiempo éstos se abren cada vez más. Además, la mitad del lienzo más blanquecina está ganando terreno a la más oscura, símbolo de cómo el bien está ganando la batalla al mal.

BASÍLICA PALEOCRISTA

Esta pequeña basílica, protegida dentro de una nave, fue descubierta en 1971 debido a una tormenta que desenterró parte de su techo. Es uno de los sitios paleocristianos más importante de Europa y se mantiene  tal cual se construyó en el S.IV, sin haber sido restaurada.

¿Te vas a quedar a comer por esta zona?

Nosotros estuvimos en una bodega familiar, comiendo y haciendo una cata de vinos. El lugar se llama Crama Dobrogeana y tengo que destacar (aunque no soy ninguna experta) sus vinos tintos así como los quesos ahumados. La verdad que fue una experiencia muy chula. Eso sí, si os mola la idea, hay que escribirles o llamarles para reservar con antelación la apertura del salón.

 Aquí os dejo el contacto: Web de la vinoteca

Además, si tenéis oportunidad, aprovechad para dar una vuelta cerca de las montañas que veréis en los alrededores. Los montes de Macin presumen de ser la formación montañosa más antigua Rumanía y una de las más antiguas de Europa. 

DÍA 5 EN RUMANÍA: El Delta del Danubio (I)

UNA VUELTA RÁPIDA POR TULCEA

Tulcea es uno de los puertos de salida más importantes para las rutas por el Delta del Danubio. Desde allí mismo, en el puerto, puedes organizar salidas a la ruta que quieras del Delta del Danubio con alguna de las agencias locales.

Nosotros hicimos los recorridos por el delta con Select Tours Danube Delta. No tienen web pero os dejo el contacto a través de Facebook.

Además, podéis aprovechar para dar una vueltita por Tulcea. No es una ciudad demasiado bonita, pero el puerto es agradable para tomar un cafecito y hay un mirador (Constantin Gavenea) desde el cual las vistas son de 360 grados.

RECORRIDO POR EL DELTA DEL DANUBIO: LA RAMA DE SULINA

El recorrido por la rama de Sulina, que debería terminar en Sulina, en nuestro caso se vio truncado por las lluvias. A veces en verano viene la tormenta y arrasa con todo… En cualquier caso, una de las mejores partes de la ruta fueron las vistas de los pequeños canales del delta al amanecer. Es un momento en el que todo está tranquilo y silencioso y es perfecto para avistar aves, uno de los tesoros mejor guardado del Delta del Danubio.

La ruta (en barco) pasó después por pueblecitos solitarios del delta, en los que el tiempo, como decía arriba, parece haberse detenido. Quizás es el aislamiento, o la soledad del propio delta, pero la gente en cada aldea de Dobrogea tiene un caracter especial y unas tradiciones fuertemente arraigadas.

Si tienes tiempo y quieres saber más, aquí hay un pequeño documental que cuenta de forma más o menos resumida la vida diaria de la gente que vive en esta zona de Rumanía. Por eso te contaba que una semana en Rumanía quizás no es suficiente, y más teniendo en cuenta las diferencias culturales que hay entre las propias aldeas, pero al menos, como yo, te llevarás una idea general.

 

Mila 23 fue uno de mis pueblos preferidos del Delta del Danubio. Antiguamente estuvo habitado por los cosacos que llegaron de Ucrania y Rusia, pero hoy en día está solamente poblado por gente que se dedica a la pesca o que regenta pequeños negocios turísticos durante la temporada estival, pues en los últimos años se ha convertido en un lugar bastante popular como base para explorar el delta.

Desde Mila la ruta continuó hasta la aldea de Letea, donde cada casa parece sacada de un cuento y donde uno se puede percatar fácilmente que la gente allí no lleva una vida fácil. Muchos de ellos todavía se mueven en carros de caballos, otros realizan casi una actividad agrícola o pesquera de subsistencia… Y es fácil ver que la gente es muy humilde, que los inviernos del delta azotan duro.

Por eso, si tienes oportunidad, busca alguna excursión que incluya el almuerzo para dejar algo de dinero en los pueblos, o incluso valora opciones que te damos al final de hacer noche en alguno de ellos. A nosotros nos llevaron a un restaurante local de Leta y estaba todo muy rico. Comida casera basada totalmente en pescado del día, pero delicioso. Eso sí, como no te guste el pescado… ¡vas listo!

En las afueras de Letea hay un bosque de lianas que es una preciosidad y que termina en unas dunas que antiguamente formaban parte del Mar Muerto, pero que hoy en día se han convertido en una playa de secano.

DÍA 6 EN RUMANÍA: El Delta del Danubio (II)

El siguiente día lo empleamos en recorrer la rama más al sur del Delta del Danubio, la de Saint George. Para ello, en esta ocasión teníamos el barco que salía desde el pueblecito de Murighiol, en lugar de hacerlo desde Tulcea.

RECORRIDO POR EL DELTA DEL DANUBIO: LA RAMA DE SAINT GEORGE

Saint George (conocido en rumano como Sfântu Gheorghe) es otro pueblito encantador y que da nombre a esta rama sur del delta.

** Un poco de mitología: El pueblo toma su nombre de un ateo llamado Jorge (con una historia muy similar a la de San Jordi): Una vez este hombre vio a Dios y éste le dijo que si quería hacerse cristiano tenía que demostrarlo. En la Selva Negra de Alemania había un dragón que aterrorizaba a la gente, así que tendría que enfrentarse a él y herirlo. Así lo hizo y el dragón al intentar escapar herido, dio forma con sus alas a las ramas del Delta del Danubio. Según cuenta la leyend, el dragón todavía sigue vivo,  herido y escondido en la zona y es el causante de que, cada cierto tiempo, alguien se ahogue en los canales.

En Saint George nos quedamos a comer en el Green village Resort, donde además también ofrecen alojamiento, con unos bungalows de lo más chulos, además de tener zona de camping, sala de cine, piscina y embarcadero propio.

Pero una de las cosas más increíbles de la rama de Saint George en el delta es llegar a la isla de Sacalin, conocida como la tierra más nueva de Europa. Intenta hacer esta ruta después de comer, para pillar un poco del sol del atardecer, porque los colores del delta se vuelven maravillosos.

El último día de la ruta de una semana asumimos que que queda para volver a Bucarest y tomar el vuelo de regreso. En el siguiente artículo daremos algunas ideas más de otras opciones para hacer si dispones de más de una semana para recorrer Rumanía.

¿Dónde dormir en el Delta del Danubio? ¿Qué opciones de alojamiento hay?

  • Como decía arriba, nosotros nos quedamos en Enisala Village, en una parte que era una aldea abandonada y que ha sido reconvertida en una especie de “casa rural”. Dispone de bastantes habitaciones, que son sencillas, pero agradables y tranquilas y a nosotros nos incluía un menú de desayuno y cena. Hay que tener en cuenta que tradicionalmente la región de Dobrogea es rural y muy humilde, por lo que no puedes esperar grandes alardeos en la cocina, pero sí platos muy sabrosos y con sabores 100% caseros, que al menos yo, es lo que busco cuando estoy de viaje. ¡La comida que cocinaría una entrañable abuela rumana!
  • Por su parte, en Sarichioi están construyendo una guest house que estará lista el próximo año y de la que espero poder actualizaros, pues es un proyecto muy chulo enfocado al turismo sostenible.
  • En Tulcea tienes el Delta Hotel, aunque yo lo veo un rollo muy tradicional (sin ofender). Personalmente me parece mucho más auténtico quedarse en una guest-house y aprovechar para aprender algo de la cultura, y no en un hotel impersonal que podría estar en cualquier ciudad.
  • En Saint George está el Green Village Resort, con precios para todos los gustos en el que puedes quedarte de camping o a todo trapo.

 

**NOTA: RECUERDA que el Delta del Danubio es uno de los parques naturales de Rumanía y por tanto durante tu viaje has de ser respetuoso con la fauna y la flora. La isla de Sacalin no se puede pisar, está estrictamente prohibido. Si ves las fotos en las que salgo yo, al igual que las fotos tomadas con drones, son consecuencia de un permiso oficial de la Oficina de Turismo, que fue uno de los organizadores de este viaje para dar a conocer esta bonita región.

**NOTA 2: Las fotos que llevan marca de agua #ExploreDobrogea han sido cedidas por Dragos Asfatei, fotógrafo oficial de este viaje.

**NOTA 3: #ExploreDobrogea fue una experiencia que viví gracias a Eventur Group & Explore Dobrogea Travel Agency. Éstos son los principales partners del viaje y gracias a los cuales disfruté de una semana increíble recorriendo esta bonita y desconocida región de Rumanía: Transmeteorit SRLThe Management Association of the Danube Delta Tourism Destination & Tulcea County Council. Partners de logística: Blue AirBlack CabInterContinental BucharestEnisala Safari VillageArt&CraftSelect Tours Danube Deltathe Dobrogean Wine Cellarthe Fishery of MateiVisit JurilovcaGreen Village ResortDelta Hotel (Tulcea) y Gura Portiței (the holiday village).

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...